Gatronomía


Il Pagliaccio y Oliver Glowig: alta cocina en Roma

J.M. Towers


Deleita tus sentidos con la infinita generosidad de la alta cocina de la capital italiana en los prestigiosos restaurantes Il Pagliaccio y Oliver Glowig, que cuentan cada uno con dos estrellas Michelin.


Regala a tus sentidos la posibilidad de interactuar con total libertad, y disfruta al máximo de la excelente gastronomía en la capital de Italia, en dos de los mejores restaurantes gourmet, premiados cada uno por el buen servicio y las bondades del menú con dos estrellas Michelin.

En ambos establecimientos se pone en práctica lo que se denomina cocina de autor, esa que según el maestro Juan Mari Arzak “es la cocina que uno hace, sin más”, y en las que los jefes de cocina maniobran con reminiscencias italianas e influencias internacionales, convirtiéndose, gracias a la ardua labor artesana, en ejemplos fehacientes de cómo asumir la alta cocina sin olvidar las recetas de abolengo.

Ristorante Il Pagliaccio

Il Pagliaccio y Oliver Glowig
1. Vista del interior. 2. Salón principal. 3. Espléndida ambientación moderna.

En el corazón de Roma, en la Via dei Banchi Vecchi 129, el visitante descubre Il Pagliaccio, un exclusivo restaurante con solo once mesas, cantidad que sugiere el caracter íntimo del lugar. Su sobriedad está engalanada de manera que se mezclen armoniosamente vanguardia y tradición, apariencia que contribuye a que la experiencia del comensal transcurra en un ambiente de complacencia que muestra su propia identidad.

Al mando del perfecto engranaje que es este restaurante, está el chef Anthony Genovese, nacido en Francia, de padres italianos, cuyo recorrido profesional abarca lugares tan dispares como Francia, Inglaterra, Japón, Malasia y Tailandia, hasta llegar, en 2003, al Il Pagliaccio.

Il Pagliaccio y Oliver Glowig
4. La bodega. 5. La cocina. 6. Auténtica comida italiana.

La manera de cocinar de Genovese, nutrida de múltiples referentes y legados, es plenamente mediterránea, con el realce del refinamiento y la originalidad, y un repertorio culinario que descansa en la fusión de escuelas y sabores. Aunque en Il Pagliaccio se puede pedir a la carta, es preferible dejarse llevar de la mano, como niño extraviado, y confiarse plenamente al chef, probando alguno sus tres excelentes menús: el Lunch Menu con sus 3 platillos, Il Pagliaccio que ofrece 8 opciones, y Un Circo di Sapori, exhuberancia de 10 recetas distintas.

En cuanto al servicio, un equipo de jóvenes y expertos profesionales muestran con discreción, pero de manera eficiente y distinguida, sus virtudes y capacidades. La carta de vinos, que es una selección de las mejores denominaciones de origen a nivel mundial, está a cargo del sommelier Matthew Zappile.

Ristorante Oliver Glowig

Il Pagliaccio y Oliver Glowig
1. El comedor principal del restaurante. 2. La encantadora terraza. 3. El comedor formal.

En el interior del distinguido hotel Aldrovandi Villa Borghese, ubicado en la céntrica Via Ulisse Aldrovandi 15, el prestigioso chef de origen alemán Oliver Glowig abrió su restaurante homónimo en el año 2011, y en tan sólo ocho meses de servicio ya ostentaba las merecidas dos estrellas Michelin.

La cocina de Oliver Glowig, inspirada por la búsqueda de sabores espectaculares, se basa en la continua experimentación, siendo los contrastes del menú uno de los logros distintivos de su reputación, además del conocido rigor que aplica en la calidad de los ingredientes que usa. Glowig suele enfrascarse en elaboraciones que recrean platos de la tradición italiana con ingredientes únicos y sabores muy locales.

Il Pagliaccio y Oliver Glowig
4. El restaurante ofrece una amplia gama de vinos. 5. Chef Oliver Glowig. 6. El chef se esmera en cada detalle de la presentación de sus platos.

Una alquimia al reinventar los platos que respeta los componentes originales como base de la elaboración. Sus dos menús de degustación: Aurora y Gloria, dan fe de la imaginación culinaria en preparaciones tan sofisticadas, personales y atrevidas como son las ostras con praliné y avellana, el pollo campestre con semillas de mostaza y salsa de hígado de ganso, o la ternera con regaliz, hinojo y manzana verde.

El retaurante Glowig ofrece también un amplio surtido de vinos selectos en el cual se puede hallar el maridaje ideal para los sabores logrados por el chef. El esmerado servicio del establecimiento se mueve diligentemente en un comedor de atmósfera elegante retocada con detalles de lujo, elementos que también hacen méritos en una propuesta tentadora para aquellos comensales exigentes que andan en busca de la buena mesa.

Artículos relacionados

Roma, un recorrido inusitado

Hotel Rome Cavalieri de Waldor Astoria, un cinco estrellas de súper lujo con servicios inigualables

Fendi Private Suites: Exclusivo hotel de lujo en el corazón de Roma 


© azureazure.com | 2019