Viajes al borde del espacio

Sara Fifi Castany


 

Más de quinientas personas ya han comprado su billete para el vuelo que la compañía de aviación Virgin Galactic tiene previsto: el Spaceship Two, un viaje a 62 millas más allá de la superficie de la Tierra y que alcanzará una velocidad de más de 2.500 millas por hora. Con este reto, la compañía pretende hacer historia en el mundo de la aviación comercial.


Sir Richard Branson a bordo de Spaceship Two. Foto: Mark Chivers.

Se trata de un viaje de tres horas y con un precio que supera los $200,000 por billete, cifra que esperan sea inferior si los vuelos se convierten en regulares. Los primeros cien pasajeros deberán abonar la cantidad en su totalidad como depósito, mientras que los que se encuentran en lista de espera, podrán ir pagando en pequeños plazos hasta que alcancen la cantidad final. Gracias a todo esto, la compañía cuenta en la actualidad con más de $60 millones en depósitos en el banco, lo que representa 100% de ganancias, algo que parece increíble, ya que todavía no ha realizado su primer viaje comercial y hasta la fecha, no se sabe cuando despegará su primer vuelo, previsto para finales de este año. Debido a las características especiales del viaje, todos los pasajeros recibirán un entrenamiento previo para que logren familiarizarse con la presión, la velocidad y la altitud del vuelo.

Compuesto de un motor híbrido, el avión ha sido creado por la compañía Virgin Galactic, fundada el 25 de septiembre del 2004 y propiedad del magnate inglés Richard Branson. Actualmente se están realizando ensayos en el desierto Mojave de California. Su lanzamiento está previsto para finales del 2013. Se trata de un avión designado para visitar el espacio. Su primera revelación pública se hizo en el 2009 y, a partir del 2010, se han realizado numerosos experimentos técnicos y un total de más de 75 vuelos de prueba hasta enero del 2013. La de diciembre del 2012 fue la única hasta el momento ejecutada con todos los tanques, válvulas y tuberías necesarias a bordo, y según la compañía, se completó con total éxito.


White Knight Two en vuelo, Julio 2009. Foto: Mark Greenberg / Virgin Galactic.

El avión, basado en el Spaceship One, supera las expectativas de éste e incluso lo ha superado en numerosos aspectos técnicos. Con una capacidad sólo de ocho personas – seis pasajeros y dos pilotos- el Spaceship Two ha sido concebido como avión de vuelos privado, aunque confían que su uso también sea aprovechado por científicos de la NASA y otras organizaciones internacionales.

Sin embargo, el CEO y Presidente de Virgin Galactic, George Whitesides, admite que todavía queda mucho trabajo por delante antes de su lanzamiento final, y que su intención es realizar varios viajes durante la primavera del 2013 para comprobar que todo funciona a la perfección.


Spaceship Two durante un vuelo de prueba en Mojave, California. Foto: Mark Greenberg.

El Spaceship Two supone un paso más en el acercamiento al espacio y, quizás en el 2013, se pueda conseguir que el sueño de Branson se haga realidad: viajar al futuro de la forma más segura posible, abriendo el acceso al espacio a más personas.

Es sin duda un logro más del inglés calificado como “El líder transformador”. Virgin Galactic forma parte de las más de 400 compañías del Virgin Group, propiedad de Branson, entre las que se incluyen Virgin Atlantic Airways y Virgin Records.

 


© azureazure.com | 2019