un ritual


El Té De La Tarde: La Tradición Inglesa

Ana B. Remos


¡Gracias a Dios por el té! ¿Cómo sería el mundo sin el té? ¿Cómo existió? ¡Me alegro de no haber nacido antes de su descubrimiento! (Victoria, Reina de Inglaterra).


Para los ingleses el té es algo más que una bebida. También es un ritual, quizás menos místico que el que se celebra en Japón, pero no por ello menos relevante en la vida social. El que actualmente conocemos como “Té de las 5″ o “afternoon tea” no empezó a tomarse como tal hasta el siglo XIX.

Se dice que una tarde de 1830, Ana, la séptima Duquesa de Bedford, pidió que le llevasen a su habitación un poco de té y algún aperitivo ligero. Por aquel entonces en Inglaterra la comida principal del día solía servirse sobre las 12 de la mañana y no se volvía a tomar nada hasta la cena, a las 8 o las 9 de la noche. A la duquesa le agradó tanto este momento que decidió repetirlo tarde tras tarde, invitando a sus amistades a que tomaran el té junto a ella.

Pasados los años, esta inocente y casual merienda se convirtió en toda una tradición practicada por la aristocracia y la alta burguesía, que ofrecía suntuosas y elegantes “fiestas del té”, normalmente entre las 3 y las 5 de la tarde, acompañando la bebida con algo ligero para picar, algunas pastas y sándwiches fríos, alguna copa de Oporto, Jerez e incluso champagne. Todo ello amenizado por la genialidad de algún poeta, músico o actor del momento.

Un auténtico afternoon tea es una tradición que vale la pena conocer y que puede degustarse actualmente en los hoteles más lujosos de Londres con propuestas diferentes y originales, dirigidas a los paladares más exigentes.

THE GORING
15 Beeston Place, Belgravia, London

Su té se ha convertido en una experiencia en sí misma. Se sirve todas las tardes en el oasis que es el jardín privado. Según los entendidos, es el momento de té realmente imaginado por la duquesa de Bedford. El té que se sirve en The Goring, procede de la cordillera del Himalaya y es apto para la habitual clientela real (Isabel II ha estado en más de una ocasión).

Aunque existen varias propuestas, lo más sorprendente es pedir The Coronation Afternoon Tea, creado expresamente para el 60 aniversario de la llegada al trono de la reina Isabel II, que incluye un Earl Grey Tea Macaroon, rematado por una círculo de chocolate inspirado en la Corona del Estado, un Strawberry Tart, como guiño a las fiestas celebradas en los jardines del Palacio de Buckingham y, por supuesto, los deliciosos y siempre demandados Coronation Chicken Sandwiches.



THE MANDEVILLE HOTEL

8-12 Mandeville Place, Marylebone, London

Situado en el moderno distrito de Marylebone, el Reform Social & Grill del Hotel Mandeville ofrece un té de tarde con grandes dosis de estilo junto a las elegantes tiendas de Marylebone High Street.

El jefe de cocina Serge Neil utiliza los mejores ingredientes de las Islas Británicas para ofrecer un festival gastronómico. Salmón ahumado escocés John Ross, requesón de cabra de Thornby Moor en Cumbria y el mejor jamón de la carnicería local de Marylebone, se unen a otros acertados ingredientes para crear un té de la tarde Vintage que celebra lo mejor de la Gran Bretaña. El menú incluye sándwiches clásicos con un toque moderno: los de salmón ahumado se sirven en pan de remolacha y los de queso, en pan de albahaca. Pasteles, tartas retro y por supuesto, los bollos clásicos con nata y mermelada.

THE BERKELEY
Wilton Place, Knightsbridge, London

En uno de los mejores hoteles de Londres, ubicado en el corazón del Knightsbridge residencial, desde donde se puede ir andando a Harrods, Harvey Nichols y Hyde Park, podrá degustar un gran acontecimiento gastronómico y artístico que tendrá que reservar con antelación, pues los seguidores del mundo de la moda se mueren por probar el afternoon tea, Prêt-à-Portea, inspirado en los temas y los colores del mundo de la moda, con un menú repleto de color y elegancia que se cambia cada 6 meses, para seguir los cambios estacionales de la moda.

La nueva colección Prêt-à-Portea Primavera/Verano del hotel Berkeley añade un toque creativo a los elementos clásicos del tradicional té inglés, incluyendo tartas y pasteles que se asemejan a las últimas creaciones de pasarela de diseñadores como Óscar de la Renta, Alexander McQueen, Prada, Manolo Blahnik o Dolce & Gabbana. Créanme si les digo que no sabrán si comer lo que ven o desearán guardarlo de recuerdo.

THE SANDERSON HOTEL
50 Berners Street, W1t 3ng, London

En este lujoso y cautivador hotel de 5 estrellas ofrecen un tradicional té británico de la tarde de la misma forma en que Lewis Carroll jugó con la lógica en Las aventuras de Alicia en el país de las maravillas. Su nombre: Mad Hatter’s tea, un acontecimiento repleto de aventuras y pequeñas locuras gastronómicas.

Eat Me Queen of Hearts contiene una mousse de fresas y crema, mientras que Drink Me es una botella de apariencia tentadora que envuelve una maravillosa poción mágica de pastel de manzanas, crema de limón y toffee inglés.

Los huéspedes sonreirán como el gato de Cheshire al probar las piruletas de arándano y las de helado de praliné de avellanas que explotan con un mordisco. Disfrutarán aún más con un esponjoso pastel en capas de chocolate y café, y más aún con el reloj del conejo de chocolate que se derrite en la boca.

Se sirve también un colorido surtido de emparedados pequeños, que incluyen jamón y mostaza inglesa sobre pan amarillo de azafrán, y salmón ahumado con queso crema sobre un pan verde de espinaca. ¡Que le corten la cabeza al que tuvo la genial idea de crear semejante delirio culinario!


© azureazure.com | 2019