Alta cocina


Bruselas: centro gastronómico de Europa

J.M. Towers


La gastronomía juega un papel importante en Bruselas, la ciudad cosmopolita que se ha convertido en el centro político de Europa.



Notos Restaurant

Bruselas, capital de Bélgica, es el eje político y administrativo de Europa. En ella se ubican instituciones de la Unión Europea como el Consejo Europeo, la Comisión Europea, el Consejo de la Unión Europea y el Parlamento Europeo, lo que la ha convertido en una urbe cosmopolita donde, además, la gastronomía juega un papel fundamental, con restaurantes de alta cocina frecuentados por importantes políticos de toda Europa que trabajan y residen en la ciudad.

Algunos de los establecimientos más celebrados e interesantes de Bruselas se encuentran en el centro de la ciudad, como Kamo, en Chaussée de Waterloo, premiado con una estrella Michelin y considerado uno de los mejores restaurantes japoneses de la urbe.



Comme Chez Soi


Este sitio dispone de una excelente barra de sushi y destaca por su sofisticación y su refinada cocina, respetuosa de la gastronomía tradicional japonesa. Sobresalen los excelentes y muy bien ejecutados sashimis, así como el sencillo pero magnífico tazón de chirashi (arroz con pescado crudo). Además, el maki de atún despliega en el paladar infinidad de sensaciones. Para terminar, nada mejor que un helado de sésamo negro.

En el número 453 de la Avenue de Tervueren encontraremos Bon Bon, premiado con dos estrellas Michelin, uno de los mejores restaurantes de la ciudad, profusamente visitado por la clase política europea. Les aconsejo que reserven con mucha antelación, pues casi siempre está lleno. El chef Christophe Hardiquest despliega su sensibilidad en platos que muestran el diálogo y el intercambio de las diferentes cocinas europeas y convierte a cada una de sus creaciones en pequeñas obras maestras de la culinaria actual. El restaurante se ubica en una preciosa villa antigua y en verano su terraza es una delicia, con una encomiable carta de vinos y un servicio impecable.

En la concurrida Place Rouppe se halla uno de los restaurantes más conocidos de Bruselas, también merecedor de dos estrellas Michelin: se trata del Comme Chez Soi, dirigido con mano firme y segura por el matrimonio Laurence y Lionel Rigolet. Situado en una elegante casa antigua, este espacio integra una sutil mezcla de encanto y carácter gracias a una hermosa decoración art nouveau. Una magnífica vidriera proporciona luz en el comedor, mientras que al final de la sala un mirador ofrece una vista de la bulliciosa actividad que tiene lugar en su sofisticada cocina, donde abundan platos con toques de exotismo y creatividad.


Por otra parte, un buen ejemplo de la alta cocina étnica que se da cita en Bruselas es el restaurante griego Notos, en el número 154 de la elegante Rue de Livorne, propiedad del chef Constantin Erinkoglou, quien, tras estudiar sociología en Estrasburgo, completó sus estudios en el Colegio de Europa, Brujas, y trabajó como experto en misiones de la Comisión Europea hasta que se percató de su gran pasión por la cocina. Su restaurante propone una cocina griega respetuosa de la tradición, con toques creativos y con claras alusiones y referencias mediterráneas, orientales y balcánicas.


Chef Lionel Rigolet de Comme Chez Soi


Y si su deseo es saber qué comen los belgas, dirijan sus pasos hacia la bellísima Grand Place, centro neurálgico de la ciudad, y dispónganse a probar, en alguna de sus antiguas tabernas, las famosas ollas de mejillones acompañadas de patatas fritas y una fresca cerveza nacional.


© azureazure.com | 2019