Pianos de diseño


The Baby and The Crystal Piano: los artísticos pianos de cola de Goldfinch

Mary Elizabeth Collins


Dos imaginativos y artísticos productos que son la sublimación del elegante piano.


J.R. Norman, antiguo afinador de pianos, es el creador y propietario de la firma británica Goldfinch, que fabrica pianos de cola para una clientela que busca la perfección en sonido y en apariencia en un instrumento musical icónico para los músicos.

Estos pianos representan la excelencia de la artesanía británica contemporánea, ya que se fabrican a mano y con una meticulosidad y unos cánones de calidad insuperables, utilizando siempre los mejores materiales y la tecnología más innovadora. Todo esto convierte a cada instrumento salido de sus talleres de Cambridge, Inglaterra, en una pieza única e insustituible.

Goldfinch es una marca emblemática para los amantes de la música y del arte, pues lleva cuatro décadas haciendo realidad los sueños de los melómanos y convirtiendo un artículo que puede encontrarse en muchos hogares en una verdadera obra de arte. Prueba de ello son The Baby y The Cristal Piano, dos imaginativos y artísticos productos que son la sublimación del elegante piano.

The Baby

The Baby es un piano creado por Goldfinch en colaboración con el estudio londinense Based Upon, que se ha hecho mundialmente famoso por su innovadora forma de concebir el diseño británico moderno.

El resultado es una pieza de arte que tardó más de nueve años en ser finalizada. Es un piano de media cola y, a la vez, una pieza escultórica a la que se ha llamado Twist. Esta joya combina los acabados en metal dorado con un diseño que juega con las curvas y los bordes dando una sensación de movimiento en espiral.

The Baby es un piano completamente realizado a mano, con metales torneados artísticamente y con resinas táctiles que reflejan la rugosidad de la tierra.

Su ovalada cubierta se abre para mostrar unas hermosas teclas blancas y negras y las 230 cuerdas a las que van unidas. El piano The Baby de Goldfinch & Based Upon tiene un precio de US$700.000.


The Crystal Piano

¿Podrían imaginar cual sería el resultado de recubrir un deslumbrante piano de cola de la prestigiosa compañía Steinway con medio millón de pequeñas piedras de cristal Swarovski? Pues ya no tienen que preguntárselo, porque es exactamente lo que ha hecho Goldfinch con la inestimable colaboración de la multidisciplinaria artista británica Lauren Baker, que ha empleado cientos de horas para convertir este instrumento musical maravilloso en una grandiosa pieza de arte.

The Crystal Piano es una deslumbrante muestra de las habilidades artísticas combinadas, a atención meticulosa a los detalles y el trabajo arduo; de manos tocadas por el arte que colocan cada cristal de Swarovski en una tarea que dura más de seis meses y que sólo se realiza por encargo.

El resultado es un piano brillante y lujoso que subyuga a quien lo observa y llena de orgullo a quien lo posee. Su precio es de US$640.000.

Dos pianos donde convergen la música, la escultura, el diseño, la artesanía y los materiales de lujo.


© azureazure.com | 2019