Equipamiento de lujo


Televisores Hipolite y camas Savoir Beds: cuando pensó que la comodidad había llegado a un límite

Mary Elizabeth Collins


Camas y televisores hechos a mano, con los materiales más nobles y las funciones más extravagantes.


Nuestra casa es nuestro espacio, un lugar que nos define, especialmente si en su decoración agregamos elementos habitualmente estándares que pueden llegar a convertirse en notables piezas que denotan modernidad y buen gusto. Así ocurre con los elegantes televisores de la marca francesa Hipolite y la lujosa cama de la firma británica Savoir Beds.Hipolite

Photos by: Hipolite


Esta compañía francesa, con base en París, nació de la necesidad de darle un aire diferente al televisor, un electrodoméstico que forma parte de nuestro hogar pero que suele carecer de gracia y, habitualmente, de un diseño distintivo que se acople correctamente al resto de la decoración de una casa distinguida. La idea surge de los diseñadores Guillaume Suety y Aurélien Blanc y del diseñador de interiores Julien Dayet. Los tres estuvieron de acuerdo en que querían crear un televisor de alta gama inspirado en los años “pop” y que, además, estuviera totalmente fabricado en Francia por empresas o artesanos locales con una experiencia excepcional.

El resultado es un televisor que no sólo parece moderno, sino que también es un producto eficiente y completamente personalizable, con un diseño sin precedentes y con mezclas de retro, modernidad, clasicismo y distinción.

Las maderas utilizadas para la estructura de los aparatos proceden de bosques franceses gestionados de manera sustentable. Todo se hace a mano, y hasta un ebanista francés lo laca a mano. Los altavoces están diseñados y fabricados por una empresa gala, así como el vidrio, el aluminio y los acabados de cuero. La pantalla y otros componentes electrónicos son importados y ensamblados en los talleres de una empresa francesa. Por lo tanto, más del 90% de los componentes de los televisores Hipolite vienen de Francia, convirtiendo a cada uno de estos preciados electrodomésticos en una suerte de interesante ejemplo de la haute couture francesa llevada al diseño industrial.

Savoir Beds

Photos by Savoir Beds

La firma británica con sede en Londres Savoir Beds, que fabrica camas desde 1905, presenta uno de los lechos más caros y exclusivos de cuantos puedan encontrarse en el mercado, pues su valor asciende a US$ 1 millón.

Cualquiera que desee poseer una de estas camas únicas deberá, en primer lugar, viajar hasta la capital de Inglaterra y visitar los talleres de la compañía, donde explicará cómo quiere que sea su cama. Desde ese momento, un artesano tomará medidas para construirla según las características que ordenó el cliente.

Usted podrá elegir, por ejemplo, una cama redonda que gire 360 grados sobre su eje, lo que le permitirá poder ver perfectamente las vistas que existan en su casa, con un colchón de extrema calidad fabricado con los últimos avances tecnológicos. También puede pedir que se le incorpore un mini bar en un costado de la cama, un sistema de sonido e incluso un televisor de pantalla plana.

Todas las camas de la firma Savoir se hacen a mano, desde el colchón hasta el armazón, utilizando siempre materiales naturales de la más alta calidad. Además, muchas de las camas de lujo de esta prestigiosa empresa pueden verse en las suites más caras de los mejores hoteles del mundo. Entre sus clientes habituales se encuentran nombres de las principales monarquías mundiales, grandes empresarios y estrellas internacionales de la música y del cine, que no dudan ni un momento en gastar una auténtica fortuna para ser los dichosos propietarios de la cama de sus sueños.


© azureazure.com | 2019