CURSOS PARA TODOS LOS NIVELES


Escuela Porsche: Clases para controlar y disfrutar más al volante

Franky M.


Porsche Sport Driving School, o Escuela de Conducción Deportiva de Porsche, lleva 40 años ofreciendo una amplia variedad de cursos con sus automóviles.


Cuando se estrenó el Porsche 911 Turbo en el Salón del Automóvil de París en 1974, los ingenieros y los concesionarios del fabricante alemán se dieron cuenta de que tan potente máquina necesitaba de cierto entrenamiento para manejarla y, en consecuencia, crearon un pequeño taller para ese fin. Ése fue el comienzo de la Porsche Sport Driving School (Escuela de Conducción Deportiva de Porsche), que lleva 40 años ofreciendo una amplia variedad de cursos para controlar los bólidos deportivos más veloces.

Escuela Porsche

El lema de la Escuela es: “Usted nos dice sus objetivos al conducir y nosotros nos aseguramos de que los alcance”. Así, cerca de cien monitores llevan a los aficionados a serpentear entre conos, derrapar en pistas circulares mojadas y esquivar obstáculos que surgen por sorpresa. “Queremos inculcar un sentimiento instintivo para la conducción y, con él, el arte de ‘leer’ y comprender mejor el coche”, señala Carsten Dreses, uno de los experimentados instructores. “Cuando los conductores sienten la armonía en sus coches, automáticamente son más seguros y, por tanto, también más rápidos”.

Los profesores, que forman parte de la familia de Porsche, se han formado en la Universidad de Cursos de Pruebas y en el Laboratorio de Formación de Porsche en sus instalaciones de Zuffenhausen, en Stuttgart, Alemania, o en la vecina ciudad de Weissach. Los cursos se centran en la seguridad, la precisión y la velocidad, así como en conducir con la vista puesta en la distancia. “Muchos conductores giran de forma demasiado brusca, son muy nerviosos. Su conducción mejora automáticamente cuando están tranquilos y serenos”, explica Dreses. “Y cuando uno está conduciendo bien y seguro, entonces se divierte más. Ésta es la razón por la que nuestros cursos Precision y Performance comienzan centrándose en la frenada correcta y en el control seguro del vehículo”.

Escuela Porsche

Los cursos se imparten en 15 países a grupos de un máximo de 10 alumnos. Pueden durar entre uno y tres días, dependiendo de lo que elijan los clientes, que pueden ser principiantes o pilotos de competición. Además de las sesiones clásicas de seguridad y competición en la pista, también se imparten cursos offroad y de invierno, que enseñan en Finlandia cómo conducir con seguridad en condiciones de nieve y hielo. Desde el 2010, los nostálgicos se pueden matricular en cursos específicos para coches clásicos. Y, desde el 2012, también se imparten cursos exclusivos para grupos pequeños con instructores personales. Las reservas se pueden realizar a través de Internet, en www.porsche.com/sportdrivingschool.

 


© azureazure.com | 2019