Relojes


Baselworld 2016: Los relojes más preciados del mundo

Rick Stedman


los relojes más preciados del mundo


Los fabricantes relojeros se reunieron este mes en Basilea, Suiza, para la feria anual de Baselworld, una exposición de relojes que marca tendencias en el mercado mundial.

Uno de los protagonistas de la muestra de este año fue, sin lugar a duda, el smartwatch, que ya había causado gran impacto en la edición del 2015. “Siempre hay colecciones en Baselworld que causan sensación entre nuestros clientes”, dice Greg Simonian, presidente de la empresa relojera Westime, de Estados Unidos.

Aunque los ejecutivos de la Baselworld siguen insistiendo en que el reloj suizo continuará siendo el centro de atracción de la feria, la verdad es que los smartwatches volvieron a acaparar la atención este año. En septiembre del 2015, la marca de relojes suizos Swatch lanzó en China el Bellamy, su primer smartwatch. Además, el fabricante de relojes de alta gama TAG Heuer presentó a fines del año pasado su primer teléfono inteligente en cooperación con las empresas californianas Google e Intel.

Euromonitor International, una firma de investigación de mercado que evalúa la actividad en varias industrias y publica informes anuales, indicó que el 2015 “puede ser calificado como el año en el que el smartwatch, que integra al reloj tradicional con la innovadora tecnología de la informática, se convirtió en una categoría independiente y totalmente definida”. Según Eromonitor, los relojes inteligentes ahora compiten directamente con los relojes clásicos ya que se asemejan en su forma y función, habiendo generado un interesante debate entre los fabricantes de ambos sobre si los smartwatches deberían ser vistos como una amenaza o como una oportunidad, o si directamente deberían ser ignorados.

A pesar del incierto impacto del smartwatch, parece que los fabricantes de los relojes suizos de lujo no tienen aún por qué preocuparse. De acuerdo con las estadísticas de la Federación de la Industria Relojera Suiza, en el 2015 se exportaron 28,1 millones de relojes suizos por un valor aproximado de US$ 21.000 millones.

A continuación les traemos algunas de las muestras más aplaudidas de Baselworld 2016:

Merry Go Round

La marca suiza Okletey hizo un debut impresionante en la industria de la relojería con Merry Go Round, un tourbillon volante (mecanismo que compensa los errores provocados por la gravedad colocando el balancín en una jaula giratoria) de gran estética que se inspira en los atributos propios de la naturaleza. La caja de acero rectangular con tratamiento PVD (acero “teñido” con un metal vaporizado) de color negro rodea una esfera de plata compuesta por un círculo central con un motivo guilloché (decoración en relieve de líneas geométricas) rodeado por una estructura tipo esqueleto. El tourbillon, situado a la hora 6, completa el cuadro. Comparte la esfera un indicador de reserva de marcha a la hora 9 y una apertura que revela el diferencial a la hora 11. El rango de precios oscila entre US$50.000 y US$ 150.000.

 

El Horological SmartWatch

En el 2015, Frédérique Constant se convirtió en una de las primeras compañías de relojes suizos en lanzar un smartwatch que combina un diseño clásico con la última tecnología. Esta nueva versión de la Horological SmartWatch confirma el éxito de la compañía de Ginebra Haute Horlogerie en relojes conectados (sincronizados con el smartphone o celular inteligente).

Impulsado por la plataforma MotionX®, el reloj sigue con precisión los patrones de actividad del usuario durante el día y su ciclo de sueño. La esfera más pequeña muestra –a la hora 6– el porcentaje de actividad o de sueño en base a un objetivo pre-definido en tiempo real. Estos datos se sincronizan con la aplicación MotionX-365® y se muestran en gráficos fáciles de entender. El Horological SmartWatch viene con una batería de dos años y medio de duración. Los precios oscilan entre US$ 1.000 y US$ 1.999.

 


Tempus Terrae 25 Aniversario

Tempus Terrae 25 Aniversario esfera oro azul

Desde hace 25 años, Andersen Genève ha perpetuado el legado de Louis Cottier, el hombre que creó el primer reloj de hora universal en 1930. El sistema se ha mantenido idéntico: un anillo alrededor de la esfera grabado con nombres de ciudades y otro anillo concéntrico con un formato de 24 horas. La segunda corona del reloj se utiliza para alinear cada ciudad y su correspondiente hora. El centro del Tempus Terrae 25 Aniversario es de oro azul con un motivo guilloché hecho a mano. Este modelo, sello distintivo de la marca, contiene diminutas partículas de hierro que, cuando se oxidan, desprenden un color azul muy particular. Para celebrar el cuarto de siglo de este diseño –o complicación- el Tempus Terrae se presenta en edición limitada de 25 piezas de oro blanco, 25 piezas de oro amarillo y otras 25 de oro rojo. El rango de precios oscila entre los US$ 20.000 y US$ 50.000.

El salón Baselworld se celebró este 2016 del 17 al 24 de marzo en Basilea, Suiza. Creada en 1917, esta prestigiosa feria está considerada como el microcosmos de la industria de la relojería y la joyería en el que los fabricantes presentan sus creaciones e innovaciones mostrando el pulso de este fascinante mundo.


© azureazure.com | 2019