El SUV de lujo de los súper yates


Baglietto Lucky Me, el SUV de lujo de los megayates

Federico Tibytt


Aborda este nuevo concepto en naves de lujo.


Al igual que en la industria automotriz, el concepto de diseño de vehículos deportivos familiares de lujo como los SUVs Audi SQ5 o el Maserati Levante, llegó finalmente al mundo de las embarcaciones de alta gama. Con un aspecto moderno y deportivo, el súper-yate mediano de 151 pies de eslora “Lucky Me” es el primer modelo de la línea fast del renombrado astillero italiano Baglietto, que incluye lujo y comodidades de excelencias pensados para toda la familia, integrados a un planteo deportivo ideal para propietarios jóvenes que no quieren resignar diversión. Gracias a su casco y estructura de aluminio, sus dos poderosos motores MTU de 4.613 cv y un calado de sólo 6,9 pies, el “Lucky Me” logra una sorprendente velocidad máxima de 26 nudos, una velocidad crucero de 20 nudos y ofrece una autonomía muy respetable de 1.000 millas náuticas.

lucky me, baglietto, súper yate, yate de lujo, megayate, yate familiar, mtu, italia, súper yate deportivo, velocidad máxima, francesco paskowski
Baglietto Lucky Me.

El diseño interior y exterior de la nave estuvo a cargo del afamado Francesco Paskowski, quien dotó al modelo de una estética moderna y agresiva que destila deportividad y elegancia sobria. El gris metálico de la pintura exterior queda tan solo cortado por ventanales de cristales oscurecidos y detalles plateados que destacan su carácter. Las líneas de diseño son angulosas, pero suaves, y de claro perfil aerodinámico.

El interior y las cubiertas del “Lucky Me” han sido decorados con una estética moderna que se emparenta con los estilos utilizados en los mejores hoteles cinco estrellas del mundo, con texturas de maderas pulidas en tonos oscuros, mármoles, revestimientos en cuero y abundantes detalles en plateado repartidos a lo largo y a lo ancho de la nave.

La embarcación ofrece capacidad para 12 invitados y 10 tripulantes, y el nivel principal se reparte entre espaciosas cubiertas, un elegante salón de estar, un comedor con capacidad para 12 personas y el camarote principal, que ocupa la manga total de la embarcación y cuenta con su propio escritorio, vestidor, baño en suite y balcones desplegables en ambos laterales.

En el nivel inferior se reparten el resto de los camarotes (dos VIP), mientras que en el nivel del puente de mando, se ubica una enorme cubierta de popa con amplio solárium y un espectacular comedor “al fresco”.

El estilo de lujo sobrio de su decoración, sus espacios de grandes dimensiones y sus prestaciones deportivas, convierten a este yate en la embarcación perfecta para un amplio rango de potenciales propietarios. Resulta ideal para jóvenes que busquen las mejores vacaciones con sus amigos en las playas más exóticas del mundo, disfrutando del sol, del mar y de la noche. Pero a su vez, es el yate perfecto para una familia con niños que pretenda comodidades aptas para todas las edades, sin dejar de lado el estilo y la deportividad.

El “Lucky Me” de Baglietto encarna un nuevo concepto de súper-yates de lujo, similar al utilizado en los diseños de SUVs de marcas de alta gama, con el cual se busca desarrollar vehículos multifuncionales con prestaciones deportivas y equipamientos premium que sean del gusto de un amplio rango de clientes. Una interesante tendencia de la industria que, sin duda, ira ganando adeptos con el correr de los años.  ■


© azureazure.com | 2019